Apnea primaria


APNEA PRIMARIA: consiste en la ausencia de respiración. Puede aparecen tras traumatismo cefálico y es habitual en el neonato después del nacimiento, pues la respiración no se inicia hasta que el dióxido de carbono no alcanza una cierta con­centración en la sangre. Aunque los reflejos se producen y el corazón late, la piel está pálida o cianótica y el tono muscular disminuido. No es necesario hacer tratamiento, pero sí observar atentamente al niño, mantener la temperatura corporal y hacer aspiración faríngea. Pasados unos segundos el niño empieza a respirar, la piel adquiere un tono rosado y el neonato mueve brazos y pies y llora. Consultar las voces apnea periódica del recién nacido; apnea secundaria.

APNEA PERIÓDICA DEL RECIÉN NACIDO: fenómeno normal que se produce en el recién nacido a término y que se caracteriza por un patrón irregular de respiración rápida seguido por un período breve de apnea que suele asociarse con el sueño REM (con movimientos rápidos de los ojos). La apnea en el recién nacido que no se asocia con este tipo de sueño o con un patrón periódico de respiración tiene un mal pronóstico ya que se debe a hemorragia intracraneal, actividad convulsiva, infección, neumonía, hipoglucemia, depresión medicamentosa o diversos trastornos cardiacos. V. también muerte súbita del recién nacido, síndrome de la.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Glosario Médico.




Deja una respuesta