El reto: diagnosticar el Alzheimer antes de sus primeros síntomas


Al igual que las personas con sida pueden tener la enfermedad en su organismo de forma latente durante muchos años sin que se le manifiesten sus síntomas, parece que el Alzheimer se puede encontrar en nuestro cerebro hasta diez años antes de sufrir los primeras  manifestaciones.
A esta conclusión han llegado investigadores del Instituto Nacional del Envejecimiento de EEUU y la Asociación de Lucha contra el  Mal de Alzheimer, convencidos ahora de que la demencia es la última etapa de un proceso que comienza a gestarse en el individuo mucho antes.
Todo un descubrimiento que obliga a replantearse la forma de diagnosticar esta enfermedad, postergada, hasta la fecha, a la aparición de sus primeros síntomas: pérdida de memoria e incapacidad para realizar actividades cotidianas.
Ahora, con este descubrimiento, aventuran los participantes en la investigación, en un especial del The New York Times, sería adecuado someter a mayores de 50 años a test de biomarcadores, consistentes en escaneos cerebrales, resonancias magnéticas y punciones de médula, con los que se ponen al descubierto los cambios en el cerebro.
Así, la nueva manera de diagnosticar, que incluye criterios para tres etapas de la enfermedad: enfermedad preclínica, incapacidad cognitiva leve debida al Alzheimer y, por último, demencia por Alzheimer, permitiría más precisión y una mayor previsión a la hora de tomar medicamentos con los que evitar la aparición de los síntomas.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Actualidad Médica.




Deja un comentario