HEMORRAGIA DIGESTIVA


1. Hematemesis. Vomito de sangre o de sangre alterada («posos de café»); indica hemorragia proximal al ligamento de Treitz.

2. Melena: Sangre alterada (negra) por recto (2 100 mL, sangre requerida para una deposición melénica); suele indicar hemorragia proximal al ligamento de Treitz, aunque puede ser más distal, hasta del colon ascendente, puede haber seudomelena causada por hierro, bismuto, regaliz, remolacha, bayas, carbón vegetal.

3. Hematoquecia. Hemorragia rectal de color rojo brillante o marrón, suele indicar hemorragia más allá del ligamento de Treitz, aunque puede ser debida a una hemorragia digestiva alta rápida (2 1000 mL).

4. Prueba de sangre oculta en heces positiva.

5. Anemia por déficit de hierro.

Alteraciones hemodinámicas. Hipotensión ortostática > 110 mm Hg, por lo general indica una reducción del volumen sanguíneo > 20 % (+ síncope, mareo, náuseas, sudoración, sed).

Shock. TA < 100 mm Hg de sistólica; suele indicar una reducción del volumen sanguíneo > 30% (+ palidez, piel fría).

Alteraciones analíticas. El hematócrito quizá no refleje el grado de pérdida de sangre debido al retraso en la equilibración con el líquido extracelular. En las hemorragias digestivas altas son frecuentes una trombocitosis y leucocitosis leves y una elevación del BUN.

Signos pronósticos adversos. Edad > 60 años, comienzo con shock, sangrado repetido, signos endoscópicos de sangrado reciente .

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Glosario Médico.




Deja un comentario