TUBERCULOSIS MILIAR O DISEMINADA


Implica diseminación hematógena, por grave alteración inmunitaria. Predominan los síntomas constitucionales y la fiebre (incluso puede cursar como FOD). Es típica la presencia de tubérculos coroideos en el fondo de ojo, pero poco frecuente. La radiografía de tórax puede ser normal. El diagnóstico se suele realizar mediante cultivos de esputo, jugo gástrico, orina (buena rentabilidad diagnóstica), médula ósea (positiva en el 50%). Si no se encuentran bacilos ácido-alcohol resistentes, el procedimiento de elección es la biopsia hepática. La prueba de Mantoux suele ser negativa y la enfermedad es poco contagiosa.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Glosario Médico.




Deja un comentario