Recetas beneficiosas para la obesidad


El ayuno con jugo de lima y miel es altamente beneficioso en el tratamiento de la obesidad. Se debe mezclar una cucharadita de miel fresca con el jugo de la mitad de una lima en un vaso de agua tibia y tomar en los intervalos regulares.
También podemos utilizar jugo de limón utilizando la siguiente receta: el primer día tomar sólo agua, en el segundo día la dieta debe consistir en el jugo de tres limones, mezclado con una cantidad igual de agua. Posteriormente, un limón se debe aumentar cada día hasta completar el jugo de doce limones por día. Al llegar a este día debemos comenzar a disminuir en el mismo orden hasta llegar nuevamente a tomar tres limones por día. Acompañar con una dieta saludable y baja en calorías, siendo imprescindible abandonar los dulces.
Consumir uno o dos tomates a la mañana temprano como sustituto para el desayuno es un método seguro de pérdida de peso, y preservar la salud.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Nutrición y Dietética.




Deja un comentario