Cómo hablar con los niños sobre el viejito pascuero


Es Noche Buena y ellos esperan con ansias la medianoche, cuando un caballero de traje rojo y barba blanca baje desde el cielo en un trineo tirado por renos cargando una bolsa llena de regalos, que dejará junto al arbolito de Navidad, sin que nadie lo vea. Cuando por fin llega la hora, ellos corren de un lado para otro, nerviosos, emocionados y ansiosos por ver qué les trajo el Viejito Pascuero este año.

Esta fecha es lejos una de las más importantes para los más pequeños, porque la casa se llena de colores, alegría y magia. Sin embargo, tarde o temprano llega un momento en la vida en que comienzan a dudar de esta hermosa historia del señor de rojo y los padres se sienten acosados por las preguntas sobre la existencia del Viejito Pascuero y, muchas veces, terminan revelando la verdad por cansancio.

Si bien, no existe una fórmula para responder a estas preguntas, sí hay ciertas orientaciones que pueden facilitar esta tarea a los padres y evitar que los niños sufran una gran desilusión cuando les cuenten la verdad sobre este personaje, en el que creen desde que tienen uso de razón.

Loreto Focacci, psicóloga de Clínica Alemana, comenta su experiencia en este sentido: “Me ha tocado ver que los niños se enojan mucho con los papás cuando les cuentan que eran ellos quienes les traían los regalos; los niños se sienten engañados. En estos casos la idea es revertir esta situación diciéndoles, por ejemplo, que lo hicieron porque los quieren, porque querían regalarles algo que les gustara para verlos contentos”.

La mayoría de los pequeños comienzan a preguntar si el Viejito Pascuero existe a los seis o siete años, es decir, cuando entran al colegio y empiezan a hablar del tema con sus pares.

La profesional explica que hasta esta edad los niños viven una etapa de pensamiento mágico, en la que están muy abiertos a creer en todo lo que se les dice. Ellos aprenden a través de la exploración y de lo que ven y escuchan de los adultos, ya que ésa es su forma de contactarse con el mundo, de manera que no se cuestionan si es verdad o no lo que les dicen, simplemente lo aceptan como algo natural.
“Que los niños crean en el Viejito Pascuero no tiene nada de malo, al contrario, es una fantasía que les trae mucha alegría. Sin embargo, así como los padres construyen esta ilusión también deben hacerse cargo cuando ésta ya no se puede mantener y una buena manera de ir preparando el terreno es explicarles desde pequeños el significado de la Navidad”, destaca.

Ella recomienda que quienes crean en Jesús les cuenten a los niños por qué se celebra esta fecha y las enseñanzas que esto nos deja. Mientras, aquellas familias que no tienen esta creencia, tienen la opción de aprovechar esta oportunidad para hablar y reflexionar sobre temas como la esperanza, la importancia de compartir en familia y poder vivir juntos momentos mágicos.

Además, es una oportunidad para que los padres les enseñen a sus hijos a expresar lo que sienten con abrazos, con regalos o con palabras de cariño”, afirma la psicóloga.

La idea es que los padres construyan una Navidad donde el Viejito Pascuero y los regalos sean sólo un elemento más, de esta forma los niños no se sentirán tan frustrados, porque tendrán otras cosas en que creer y con las cuales relacionar esta fecha.

“Para esto es fundamental que se aprovechen ciertos símbolos de la Navidad, como el pesebre, que representa la unidad de la familia, la sencillez, el contacto con la naturaleza y el cariño de los padres por los hijos”, señala.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Consejos para Mamá.




2 Responses to “Cómo hablar con los niños sobre el viejito pascuero”

  1. nicolas Dice:

    como saber donde esta el viejito


  2. jhgfds Dice:

    esmuy estupido exsiste el viejito pascuer


Deja un comentario