Tratamiento de la crisis asmática


Entendemos como crisis asmática un agravamiento de la enfermedad, que sin llegar a los criterios de la crisis grave de asma, ya expuestos con anterioridad, lleva al enfermo a solicitar atención médica urgente por aumento de su trabajo respiratorio, tos y sibilancias. El tratamiento implica la administración de??2- agonistas en altas dosis (2,5-5 mg de salbutamol o 5-10 mg de terbutalina) inhalados con una cámara espaciadora o, mejor, con una mascarilla nebulizadora, en solución con suero fisiológico. Si no hay respuesta, estas dosis se pueden repetir cada 20 minutos durante la primera hora. Además, se pueden administrar GCE intravenosos, metilprednisolona 60-80 mg directa en vena. La mayoría de las crisis se resuelven en pocas horas con esta terapéutica y los enfermos pueden ser remitidos a su domicilio con una pauta de GCE orales (se aconseja una pauta de 20 mg de prednisona cada 12 horas) y??2- agonistas inhalados, a demanda, hasta que sea visto por su médico. Si no hay mejoría o empeora, se debe seguir el tratamiento de la crisis grave de asma.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Glosario Médico.




Deja una respuesta