Embarazo: El rol de la matrona


Muchas mujeres no saben cuál es el rol de la matrona hasta el momento en que esperan su primer hijo. La verdad, es que estas profesionales cumplen un papel fundamental en la enseñanza y cuidados antes, durante y después del parto, siendo su principal compañera en este proceso.

Su labor comienza al inicio del embarazo, ya que están capacitadas para diagnosticarlo. Durante esta etapa les entregan información sobre todos los cuidados que necesitarán y las transformaciones que irán ocurriendo en su organismo, explicándoles los cambios anatómicos y psíquicos que les van a ocurrir.

Además, abren un espacio para aclarar dudas, para disminuir los miedos y angustias por desconocimiento.

La matrona jefe de Clínica Alemana, Alejandra Gallegos, explica que lo que más inquieta a las pacientes es “cuándo la evolución es normal en el embarazo y cuándo hay un signo que se puede interpretar como anormal y requiere una consulta al médico, cómo se desencadena el trabajo de parto y cuáles son los síntomas”.

Asimismo, las especialistas enseñan ejercicios físicos en el pre y post parto para favorecer la participación y recuperación activa de la mujer en todo este proceso.

En el ámbito privado, el médico junto con la matrona, deciden cuándo serán los controles que cada uno efectuará.

Lo recomendable es que la especialista conozca a la mujer por lo menos desde la mitad del embarazo hacia adelante, sobre todo para que se estrechen los vínculos y la confianza entre ellas.

La cantidad de veces que se reunirán dependerá de cuánto apoyo necesite cada mujer y de sus antecedentes personales. “Por ejemplo, no es lo mismo ayudar a una mamá que está preparada para este proceso y lo ha realizado en forma planificada, que una adolescente que tiene miedos, angustias e inmadurez física y, probablemente, no posee un entorno que la contenga. Independiente de la situación, la matrona es como la hermana que la mujer tiene a su lado para que la ayude durante el nacimiento de su hijo”, dice Alejandra Gallegos.
La matrona es la que le enseña a la mujer en qué momento debe pujar y cómo respirar. Asimismo, la acompaña afectivamente y le va explicando qué tiene que hacer para que las molestias pasen, y qué ejercicios realizar para que el trabajo de parto avance normalmente.

“Además, favorece el momento de apego entre la pareja y su hijo. Normalmente en las clínicas privadas la matrona de turno es quien se hace responsable de la atención inmediata del recién nacido junto al equipo de neonatólogos. De esta forma, trabaja en estrecha colaboración con el médico y su equipo”, señala Alejandra Gallegos.

Cuando el hijo ya nació
Su atención también se extiende al periodo post parto. La especialista ayuda a la nueva mamá en la lactancia, en el primer baño y puede controlar al recién nacido durante su primer mes de vida, entre otros.

Asimismo, Clínica Alemana ofrece a las pacientes desde el puerperio inmediato, ejercicios durante la hospitalización, especialmente para el fortalecimiento de los músculos perineales. Luego, se las invita a las jornadas de gimnasia post parto que ofrece el establecimiento. “Estas son muy recomendables porque además ellas compartan sus experiencias con otras mujeres, lo que hace aumentar su seguridad”, concluye la especialista.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Preguntas y Respuestas.




Deja un comentario