Vitiligo: Cuando la piel pierde su color


No importa si es blanca, negra, amarilla, morena o rojiza. Sea cual fuere el color de la piel, una persona puede perder la pigmentación como consecuencia de una enfermedad llamada vitiligo.

El dermatólogo de Clínica Alemana Raúl Cabrera explica que esta patología hace que la piel pierda su coloración, en la mayoría de los casos por motivos desconocidos y en menor medida por razones específicas, como las causas genéticas.

Precisa que esta afección también se origina por factores psicogénicos o crisis biográficas traumáticas. En esta situación puede aparecer unas pocas semanas luego de producido el evento o, incluso, un año después.

El doctor destaca que este mal también se asocia a patologías del sistema nervioso. Sin embargo, se ha demostrado que “probablemente las enfermedades tiroideas autoinmunes son las únicas afecciones relacionadas con el vitiligo”, aclara.

Además, en menor medida puede aparecer en zonas de roce continuo o en áreas donde se lleva un peso mayor, como los hombros que suelen cargar el bolso o la mochila.

¿Cuáles son los tratamientos? El dermatólogo es claro al precisar que todos los vitiligos son tratables. Explica que en los casos en que esta afección es extensa y cubre grandes áreas del cuerpo el procedimiento indicado es la fototerapia.

Esta técnica se realiza con una máquina que emite luz ultra violeta UVA y que está regulada por una cierta cantidad de energía -que se mide en joules- emitida sobre el área del cuerpo afectada por la enfermedad.
No importa si es blanca, negra, amarilla, morena o rojiza. Sea cual fuere el color de la piel, una persona puede perder la pigmentación como consecuencia de una enfermedad llamada vitiligo.

El dermatólogo de Clínica Alemana Raúl Cabrera explica que esta patología hace que la piel pierda su coloración, en la mayoría de los casos por motivos desconocidos y en menor medida por razones específicas, como las causas genéticas.

Precisa que esta afección también se origina por factores psicogénicos o crisis biográficas traumáticas. En esta situación puede aparecer unas pocas semanas luego de producido el evento o, incluso, un año después.

El doctor destaca que este mal también se asocia a patologías del sistema nervioso. Sin embargo, se ha demostrado que “probablemente las enfermedades tiroideas autoinmunes son las únicas afecciones relacionadas con el vitiligo”, aclara.

Además, en menor medida puede aparecer en zonas de roce continuo o en áreas donde se lleva un peso mayor, como los hombros que suelen cargar el bolso o la mochila.

¿Cuáles son los tratamientos? El dermatólogo es claro al precisar que todos los vitiligos son tratables. Explica que en los casos en que esta afección es extensa y cubre grandes áreas del cuerpo el procedimiento indicado es la fototerapia.

Esta técnica se realiza con una máquina que emite luz ultra violeta UVA y que está regulada por una cierta cantidad de energía -que se mide en joules- emitida sobre el área del cuerpo afectada por la enfermedad.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Dermatología.




Deja un comentario