Hematoma subdural crónico después de una lesión en la cabeza de un niño


Los hematomas subdurales crónicos son problemas comunes en la infancia y muchas veces se presentan de manera singular como megalencefalia. Al igual que en la mayor parte de las hemorragias postraumáticas pediátricas, se afectan con mayor frecuencia los varones. Aunque es posible observar estas acumulaciones después de un traumatismo deliberado o incluso de lesiones menores, en muchos casos es difícil precisar un antecedente claro.
Con frecuencia la presentación clínica es sutil. El niño afectado suele ser menor de dos años de edad y tiene un antecedente de irritabilidad, vómitos, síndrome de talla baja y tal vez convulsiones. La circunferencia de la cabeza está elevada y la fontanela anterior está abierta y llena. Rara vez hay déficit neurológicos focales. En casos avanzados puede haber letargo, venas del cuero cabelludo dilatadas, ojos en puesta de sol, papiledema y abolsamiento frontal prominente.55
Casi todos los hematomas subdurales crónicos en niños son bilaterales y ocurren sobre las convexidades. Aunque es fácil demostrar estos coágulos con estudios de TC sin agente de contraste como acumulaciones hipodensas, se utiliza la IRM para confirmar la cronicidad, establecer una causa traumática y descartar otras posibilidades diagnósticas.
El tratamiento de los hematomas subdurales crónicos se enfoca en detener la hipertensión intracraneal progresiva eliminando el líquido subdural. Se ha demostrado que en la mayoría de los sujetos las punciones sub durales practicadas cuidadosamente todos los días permiten tratar de manera adecuada este trastorno sin una intervención quirúrgica.57 Las opciones quirúrgicas incluyen la irrigación endoscópica del espacio subdural o la colocación de una derivación subdural a peritoneal.58 No se recomienda craneotomía con membranectomía. Dos autores valoraron ampliamente el resultado final del desarrollo en 53 niños y encontraron que fue favorable en 72%.59 Sin embargo, el pronóstico se relaciona al final con la resolución rápida de la hipertensión intracraneal y la extensión del daño del parénquima sufrido durante la agresión original.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Pediatría.




One Response to “Hematoma subdural crónico después de una lesión en la cabeza de un niño”

  1. daniel Dice:

    un ECV hemorragico o isquemico, puede causar una crisi convulsiva, ¿que vaso sanguineo estaria afectado para que se de una convulsion? o ¿ cual es la fisiopatologia que un ECV puede causar una crisis convulsiva?


Deja un comentario