Nutrición: Sólo un cambio cultural puede combatir la obesidad


La obesidad afecta a una parte importante de la población. Si no se erradica, habrá una gran cantidad de personas con patologías anexas, lo que implicará una gran carga económica para los países y una población activa limitada y disminuida.

El doctor Jorge León Celsi, cirujano digestivo de Clínica Alemana, explica los factores que llevan a la obesidad y en qué consisten los tratamientos y cirugías que se realizan.

¿Cuáles son las principales causas de la obesidad en Chile?
Entre los factores más importantes están el mejor nivel de ingresos y el sedentarismo. El primero permite acceso a una mayor oferta de alimentos, los que son procesados con alta cantidad energética. Esto ha significado un cambio en el estilo de alimentación, comida rápida rica en grasas totales, grasas saturadas y azúcares simples y altamente calóricos.

El sedentarismo se explica por compra de bienes de consumo que disminuyen la actividad física, como autos, electrodomésticos y televisores, entre otros. El sedentarismo afecta a más del 90% de la población chilena y los niños se están criando en un ambiente de pocos metros cuadrados, donde no necesitan moverse y en que las actividades al aire libre o en grandes espacios son las mínimas.

¿Qué porcentaje de la población está afectado?
Sabemos que en Chile el 22% de la población adulta y el 18% de los escolares son obesos. En total, el 40% de la población presenta sobrepeso. Estos porcentajes seguirán subiendo en los próximos años de no mediar medidas preventivas de salud pública a nivel nacional.

¿Hay algo que grafique el cambio cultural que ha llevado a este aumento?
El mejor ejemplo es la cantidad de restaurantes de comida rápida instalados en todos los centros comerciales. Están al alcance de la mano y a precios muy bajos.
Si los respectivos cambios culturales para mejorar la alimentación y la actividad física no son realizados, hay que hacer alguna cirugía, ¿qué requisitos tiene que tener una persona para que pueda ser sometida a una?
Por lo general son personas que lo han intentado todo para mantener una baja de peso, y lo más importante es que sean evaluados por un grupo multidisciplinario que incluya nutriólogos, psiquiatras, cirujanos y kinesiólogos, entre otros.

Hoy en día, las indicaciones de bypass gástrico se definen para un índice de masa corporal (IMC) de 40 o más, o un IMC mayor de 35 con comorbilidades asociadas, como hipertensión arterial, hipertrigliceridemia y diabetes, entre otras. Para un IMC de entre 32 y 35, tenemos técnicas como la banda gástrica o la manga gástrica. Esta última también se aplica a personas con un IMC hasta 40. Lo más importante es que hay que adaptar esta regla general a cada persona según sus características y que el grupo multidisciplinario elabore una receta a la medida de cada paciente.

¿Hay condiciones del paciente que impiden que sea operado?
Cuando una persona tiene patologías asociadas graves, como por ejemplo, problemas respiratorios y cardiovasculares que hacen que la anestesia y la cirugía sean muy riesgosas, tratamos de realizar esfuerzos en bajar de peso con manejo médico para tratar de encontrar el momento de mejor pronóstico para la cirugía. Es un tema muy delicado, que conversamos con el paciente, para que participe en las decisiones.

¿Qué es lo más importante para que el resultado sea a largo plazo?
El tema del resultado positivo, a largo plazo, depende exclusivamente de si el paciente hizo o no el cambio cultural. Esto tiene que ver con el tipo y la cantidad de alimentación, y la incorporación de actividad física como una rutina permanente para el resto de su vida. Es importante también que el paciente se deje ayudar por un equipo multidisciplinario, que siga los controles para evitar los fracasos, que su entorno entienda que esto de la obesidad es una enfermedad crónica y que debe ayudar al paciente a tener éxito.

¿Después de cuánto tiempo se pueden ver los resultados?
Los resultados de baja de peso se ven en forma inmediata. En el bypass, la baja de peso es importante en los primeros meses, igual que en la manga gástrica. Por su parte, los resultados de la banda gástrica son un poco más lentos.
La dieta o los medicamentos tienen un éxito no mayor al 10% después de dos años. Mientras que la cirugía bariátrica, hasta este momento, es lo único que ha demostrado buenos resultados a cinco años, siendo de un 60 a 70%.

¿Son necesarias otras cirugías o con una es suficiente?
Lo habitual es que una sola cirugía sea suficiente para manejar el 70 a 80% de los pacientes. Pero, si éste no cambia su cultura de alimentación y no incorpora la actividad física como rutina, la cirugía fracasará. En estos casos, uno podría intentar realizar otra técnica, por ejemplo, si tiene una banda gástrica, realizarle una manga gástrica y de esta última pasar a un bypass gástrico. Claro que no es la situación a la que uno quisiera verse enfrentado con un paciente.

En el caso de los obesos mórbidos, ¿se puede mejorar sin una intervención quirúrgica?
El porcentaje de mejoría de una obesidad mórbida con tratamiento médico no es mayor a un 10% y requiere de una fuerza de voluntad enorme. Toda obesidad mórbida (IMC mayor de 40) requiere de cirugía bariátrica para pretender una mejoría de alrededor de un 60 a 70% por el momento. No hay, actualmente, nada que se pueda comparar a los resultados de la cirugía bariátrica.

¿En jóvenes obesos también se opta por una cirugía o se trata de otras formas?
Existe cada vez mayor literatura acerca del tratamiento de adolescentes con problemas de obesidad. Los indicadores para cirugía bariátrica son más exigentes que para el adulto. Por ejemplo, adolescentes con IMC mayor de 50 tienen indicación de cirugía y con IMC mayor de 40 y comorbilidades también. En estos pacientes se prefiere realizar cirugías que no impliquen resecar estómago, como la banda gástrica. Sabemos que el adolescente, por tener menor edad, tiene mayor posibilidad de realizar cambios culturales de alimentación que el adulto, además de incorporar actividad física. En estos pacientes, el entorno familiar, es un factor importante en el éxito del tratamiento.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Nutrición y Dietética.




One Response to “Nutrición: Sólo un cambio cultural puede combatir la obesidad”

  1. ita Dice:

    quisiera saber si me uds operan con imc de 31,5, higado graso y leve resistencia insulinica ya que, en la davila que dijieron que no ,por tener poco sobrepeso, tengo todos los examenes solicitados, me intereza mucho realizarne esta operación ya que mi vida ha sido de sube y sube y leves bajas tengo33 años


Deja un comentario