Pronóstico y prevención de quemaduras en niños pequeños


En 1898 se sugirió que la recuperación era una excepción, si se destruía un tercio de la superficie cutánea. En 1958, el LD50 se mantuvo en 30%. Un estudio de 1978 a 1985 indicó que muchos factores habían mejorado la perspectiva hasta un LD50 de 64%. Para 1991, algunos centros referían que su LD50 era de 90%.La figura 14-6 es una demostración gráfica del tamaño de las quemaduras, en comparación con la mortalidad en adultos y niños. Aunque algunos investigadores declaran que el índice de mortalidad por quemaduras en niños menores de un año no es diferente al de pacientes de dos a 19 años, los hallazgos de otros profesionales no apoyan este dato. La mayoría de los cirujanos especialistas en quemaduras cree que el porcentaje de superficie corporal quemada, la lesión por inhalación y la edad son los principales predictores de la sobrevida a las quemaduras.212 Otro estudio reciente ha mostrado que el porcentaje de retención de líquidos durante las primeras 48 horas después de la reanimación guarda estrecha relación con la tasa de mortalidad. Otro estudio reciente en 185 niños quemados publicó un índice de mortalidad de 15% en niños y de 3% en las niñas, ambos correlacionados con la gravedad. Casi todas las muertes en varones se presentaron en aquéllos con peso superior a la percentila 95° para su edad y talla. Las víctimas de maltrato infantil tienen un índice de mortalidad mucho mayor que los sujetos de la misma edad y gravedad.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Pediatría.




Deja un comentario