Blefaroplastía


El insomnio, la edad y los factores hereditarios hacen que se acumule grasa y exceso de piel en los párpados inferiores y superiores, dando un aspecto de bolsas rellenas, que se asocian a cansancio, trasnoche y vejez, y que incluso pueden dificultar la visión.Para corregir esta situación se utiliza una cirugía llamada blefaroplastía, que no elimina líneas de expresión ni levanta la cejas.

Blefaroplastía

Para los párpados superiores se realiza una incisión en el doblez natural, y para los inferiores una que va justo debajo de las pestañas.

Si la persona tiene bolsas en sus párpados inferiores, pero sin exceso de piel, se puede hacer una incisión transconjuntival, que va por dentro del párpado y no deja cicatrices externas.

Esto se puede hacer en pacientes jóvenes con piel gruesa y elástica.
En una a dos horas se trabaja el músculo, se retira grasa y se extirpan los excesos de piel.
Es una cirugía ambulatoria, en la que se utiliza anestesia local, sedación intravenosa y, a veces, anestesia general.

Previo a la cirugía y después de ella se aconseja seguir las instrucciones del médico tratante, respecto del uso de medicamentos como aspirinas y antiinflamatorios.

• Se aplica una crema y una tela sobre los párpados, pero los ojos no quedan tapados. Debido a estos procedimientos la visión es borrosa, y después de que la anestesia pasa, los párpados se sienten tirantes. Durante una a dos semanas hay una hinchazón (edema) en los ojos que da un aspecto anormal, pero dentro de la primera semana se puede utilizar maquillaje para camuflar los moretones. En el mismo lapso se sacan los puntos.

• Para disminuir la sensación de ojos secos, exceso de lágrimas, picazón y mayor sensibilidad a la luz, se recomienda el uso de colirios, no ver televisión ni leer hasta tres días, no usar lentes de contactos por dos semanas, y utilizar anteojos oscuros.

• El médico indica mantener la cabeza elevada por un par de días, hacer reposo con actividad liviana durante la primera semana, y evitar los esfuerzos físicos, el alcohol, el cigarro, el sauna, etc… La mayoría de las personas vuelve a su vida normal a los siete o diez días.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Cirugía Plástica.




Deja un comentario