GRIPE AVIAR: APRENDAMOS SOBRE ESTE VIRUS


Los últimos casos de influenza aviar en humanos han puesto al mundo en alerta, estimulando la búsqueda de medidas de prevención, contención y respuesta rápida a esta posible amenaza.

La Gripe Aviar es una enfermedad infecciosa provocada por el virus gripal aviar tipo A, que afecta preferentemente en forma de brotes epidémicos a las aves y con menos frecuencia a los cerdos.

La Dra. Teresa Bidart, infectóloga de Clínica Santa María, explica que “los virus de gripe aviar son específicos en cuanto a la especie que infectan y en raras ocasiones atraviesan esta barrera para infectar al ser humano”.

Existen 2 formas clínicas en las aves domésticas:
1- Forma hipopatógena: provoca síntomas benignos (plumas revueltas, disminución en la producción de huevos).
2- Forma hiperpatógena: se caracteriza por su elevada contagiosidad y mortalidad, cercana al 100% en 48 horas.

– ¿Qué tipo de virus provoca la forma hiperpatógena?

La especialista señala que “dentro de los virus de la influenza A existen 16 subtipos H y 9 subtipos N. Sólo los subtipos H5N1 y H7N1 causan la forma hiperpatógena”.

– ¿Cómo se infectan las personas?

La infección humana se debe, principalmente, al contacto directo con aves de corral infectadas o con superficies u objetos contaminados por sus heces o secreciones respiratorias. La Dra. Bidart asegura que el virus no se propaga fácilmente de las aves a las personas, por lo que es posible consumir aves de corral y sus productos derivados sin peligro. Sin embargo, en países con brotes se deben adoptar ciertas precauciones:
1. Cocinar a 70ºC tanto la carne como los huevos.
2. Manipulación correcta: lavarse bien las manos y desinfectar las superficies.

– ¿Qué modificaciones debe sufrir el virus para hacerse pandémico?

1. Redistribución: cuando se produce un intercambio de material genético entre virus humanos y aviares.
2. Mutación adaptativa (gradual): la capacidad del virus para fijarse en las células humanas aumenta con las sucesivas infecciones en personas.

– ¿Cómo sería el cuadro clínico si la Gripe Aviar se contagiara entre humanos?

La Dra. Bidart afirma que tendría un período de incubación de 2 a 5 días -hasta 17- y los síntomas incluirían intensos dolores de cabeza, rinorrea, odinofagia, mialgias, tos, fiebre superior a 38ºC, dolor abdominal, vómitos y diarrea.

“Si se complica, podría haber una falla multiorgánica con insuficiencia renal cardiaca y arritmias, síndrome de distres respiratorio -que en promedio aparece a los 6 días de iniciado el cuadro clínico-, neumonía asociada a ventilación mecánica o hemorragia pulmonar. La mortalidad global es de aproximadamente un 50% y ocurre entre los 6 y 30 días después de iniciada la enfermedad”, recalca la infectóloga.

– Precaución para viajeros a áreas con Influenza Aviar

La especialista recomienda a quienes viajen a zonas donde existe este virus inmunizarse con la vacuna trivalente al menos 2 semanas antes.

“Además, debieran evitar el contacto directo con aves -incluyendo pollos, patos y gansos- y no tocar superficies contaminadas con sus heces o secreciones. La idea es reducir al máximo la exposición, lavándose las manos frecuentemente, usando alcohol gel y no ingiriendo huevos o alimentos de aves crudos. Si llegaran a presentar síntomas respiratorios y fiebre en los 10 días posteriores a un viaje a un área infectada, deben consultar de forma inmediata”, afirma.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Glosario Médico.




Deja un comentario