SINUSITIS: CUIDEMOS LOS RESFRÍOS Y LAS ALERGIAS


El 30% de las personas resfriadas no se cuida, lo que provoca una obstrucción de los conductos nasales y finalmente deriva en sinusitis. Aprenda más sobre esta enfermedad y cómo prevenirla.

La sinusitis es la inflamación de las cavidades aéreas de los huesos de la cara. Cuando una persona presenta un cuadro viral agudo y/o una alergia, estas fosas se inflaman y obstruyen, provocando esta enfermedad.

El Dr. Juan Moura, otorrinolaringólogo de Clínica Santa María, explica que “el síntoma más importante es el dolor en el seno comprometido, que puede ubicarse en el centro de la cabeza o detrás -según la zona que esté inflamada-. Otros síntomas son la obstrucción nasal, el romadizo y la fiebre”.

Las personas alérgicas tienen mayor propensión a la sinusitis, sobre todo quienes viven en Santiago, ya que los altos niveles de contaminación hacen que empeore y se tapen las fosas nasales. “Además, cuando se complican pueden transformarse en cuadros agudos de sinusitis que, por lo general, duran tres semanas. Por otra parte, si hay un cuadro viral agudo, más alergia, se produce una inflamación de la mucosa que puede durar años, a pesar de los tratamientos. En estos casos, hablamos de sinusitis crónica hiperplasia, que hoy en día constituye el tipo más frecuente”, cuenta el especialista.

– Diagnóstico y Tratamiento

El Dr. Moura señala que “los métodos tradicionales para el diagnóstico son las radiografías y los scanner. Estos exámenes muestran un corte de la cabeza y cara donde lo normal es que el aire que pasa por la nariz y las cavidades paranasales se vea de color negro. Cuando hay secreciones o inflamación de la mucosa, estas cavidades toman un tinte plomo o blanco, indicando sinusitis en el paciente”.

El tratamiento de la sinusitis va enfocado a controlar la alergia y la infección. Para ello, se acude a descongestionantes, antibióticos y corticoides tópicos. Además, existen operaciones que buscan ayudar a la ventilación de las cavidades paranasales, aunque igualmente deben acompañarse de un tratamiento permanente para la alergia.

“Recomiendo que no se expongan y eviten los resfríos; si la persona tiene alergia, que evite el contacto con los factores que la causan y mantenga siempre despejadas las fosas nasales. De esta forma, estará contribuyendo a prevenir la sinusitis”, finaliza el otorrinolaringólogo.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Glosario Médico.




Deja un comentario