El precio del dentífrico con flúor impide a los más pobres protegerse frente a las caries


El precio de la pasta de dientes con flúor impide a los más pobres protegerse frente a las caries, según un estudio dirigido por la Universidad George Washington en Estados Unidos que se publica en la revista ‘Globalization and Health’. Los investigadores compararon la asequibilidad de la pasta de dientes con flúor en 48 países.

Los investigadores afirman que la pasta de dientes con flúor es prohibitivamente cara para los habitantes de los países más pobres del mundo. Los investigadores descubrieron que las poblaciones más pobres de los países en vías de desarrollo tienen el acceso más limitado a los dentífricos existentes.

La globalización ha conducido a consumir a nivel mundial una dieta cada vez más occidentalizada alta en carbohidratos y en azúcares refinados. Esto ha dado lugar a un aumento de las caries dentales en los países en desarrollo, lo que puede conducir a malnutrición y a una menor calidad de vida. El coste y la inaccesibilidad a la atención dental en los países más pobres significan que las caries no suelen tratarse.

Los dentífricos con flúor es el método más extendido para prevenir la caries dental pero en la actualidad sólo el 12,5 por ciento del mundo se beneficia de ellos. Los investigadores creen que el bajo uso de la pasta dental con flúor se debe a su coste, que es demasiado alto en algunos lugares del mundo. El estudio es el primero que intenta cuantificar la asequibilidad de la pasta de dientes en el mundo.

En el trabajo se emplearon cuestionarios sobre el coste del dentífrico con flúor que habían completado las asociaciones no gubernamentales de salud dental e individuos de todo el planeta. El coste de por persona de pasta dental con flúor al año se calculó en proporción al gasto de una unidad familiar y en términos del número de días de trabajo necesarios para cubrir su coste.

Los resultados mostraron que en diferentes grupos de ingresos en varios países, a medida que descendían los ingresos por cabeza, la proporción de ingresos necesaria para comprar el suministro anual de pasta de dientes aumentaba. Los más pobres de cada país eran los que más sufrían esta desproporción.

Según explica Ann Goldman, autora principal del estudio, “debido a la importancia de la pasta de dientes con flúor para la prevención de la caries, debe convertirse en más asequible para las poblaciones más pobres del mundo”. Los autores sugieren que la pasta con flúor quede exenta de impuestos, animando a los productores locales y a las grandes multinacionales a que establezcan diferentes políticas de precio para los países más pobres.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Odontología.




Deja un comentario