El NIAID informa que la combinación de Truvada es mejor que la de Epzicom en las personas infectadas por el VIH con alta carga viral, sin tratamiento previo


En las personas infectadas por el VIH que comienzan el tratamiento antirretroviral, no está claro cuál de las dos combinaciones de medicamentos de uso común es más seguro y eficaz: abacavir con lamivudina o tenofovir con emtricitabina.
Ahora, los primeros resultados publicados de un estudio conocido como A5202 indican que la combinación de tenofovir con emtricitabina tiene una función mejor en un subgrupo de personas sin tratamiento previo.
En el estudio, casi 2.000 hombres y mujeres infectados por el VIH que comenzaron el tratamiento antirretroviral se asignaron al azar a uno de cuatro regímenes diarios que contenían abacavir con lamivudina o tenofovir con emtricitabina junto con efavirenz o con atazanavir reforzado con ritonavir.

Tanto la combinación de abacavir con lamivudina como la de tenofovir con emtricitabina redujeron la concentración del VIH en la mayoría de los participantes en el estudio. Sin embargo, en las personas con una carga viral alta (100.000 copias o más de ARN del VIH por mililitro de sangre) en el momento del ingreso al estudio, los regímenes terapéuticos que contenían abacavir con lamivudina fueron mucho menos eficaces para controlar el VIH que los regímenes que contenían tenofovir con emtricitabina. Además, entre los participantes con una alta carga viral inicial y quienes recibieron abacavir con lamivudina, sufrieron su primer efecto secundario grave más pronto que los tratados con tenofovir con emtricitabina.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Investigación Médica.




Deja un comentario