Qué componentes no deben faltar en tus tratamientos antiaging y antiedad


Lucir una piel joven y resplandeciente aparentando menos edad de la que realmente tenemos es posible si seguimos una alimentación sana y equilibrada, dormimos ocho horas y por supuesto, nos aplicamos cremas antiedad y nos sometemos periódicamente a tratamientos estéticos.
La rutina de belleza en casa debe incluir siempre un correcto desmaquillado, tonificación e hidratación, por la noche antes de acostarnos y por la mañana al levantarnos.
Pero para lograr el resultado que esperamos, la composición de nuestras cremas de tratamientos debe incluir algunos (o todos) los ingredientes esenciales antiaging, que te detallamos a continuación:

Filtros solares:

Son fundamentales para prevenir el fotoenvejecimiento que se manifiesta en forma de pérdida de la elasticidad, formación de arrugas, manchas, sequedad, etc. Los filtros pueden ser sustancias minerales o químicas, ya que ambos tipos son igualmente eficaces.

Antioxidantes o anti radicales libres:

Como algunas vitaminas (A, C y E), enzimas, extractos botánicos (té verde, uva, etc.) y sutancias puras (la carnosina, por ejemplo) que frenan las reacciones químicas que aceleran el envejecimiento. Para mayor eficacia elige una crema que combine dos o más.

Antiarrugas:

Pueden actuar en diferentes niveles: algunas sustancias estimulan la síntesis de colágeno y elastina para rellenar las arrugas desde el interior (retinol, vitamina C, péptidos) y otras tensan la piel (proteínas de trigo y arroz) para “planchar” las arrugas unas horas (efecto lifting).

Despigmentantes:

Que impiden la formación y/o destruyen la melanina de las manchas oscuras. Los más utilizados son el ácido kójico, la arbutina y algunos extractos vegetales.

Otros componentes:

Hidratantes que no solo aportan agua, también la retienen (glicerina, urea, etc.); sustancias que refuerzan la barrera cutánea (ceramidas, ácidos grasos) para hacerla más resistente a agresiones externas; y pigmentos reflectantes que “difuminan” y eliminan las arrugas, creando la sensación de una piel más lisa y joven.

Nuevos descubrimientos:

Los cosméticos más novedosos incluyen “células madre” vegetales que actúan como reparadoras y regeneradoras del tejido cutáneo. Entre lo último en cosmética antiaging también nos encontramos con protectores y reactivadores de las sirtuínas, que son las enzimas que protegen al material genético (ADN) frente a los radicales libres.
La nutricosmética merece siempre un lugar especial en la lucha contra los signos de envejecimiento, y es que representa el complemento ideal a los tratamientos de belleza que se aplican sobre la piel. Al actuar desde el interior, sus beneficios se perciben en el rostro. Busca en ellos ingredientes como antioxidantes y ácidos grasos esenciales (aceites de pescados, germen de trigo y borraja).
Fuente: Revista Benessere, noviembre 2010; Revista Clara, diciembre 2010.
Imágenes: ViviendoSanos, Hola.
Tags : Belleza, Cremas, Nutricosmética, Ingredientes, Componentes, Antiedad, Antienvejecimiento, Antiaging, Retinol.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Belleza.




Deja un comentario