Riesgo nutricional en gestantes


Se distinguen cuatro categorías de embarazadas con riesgo nutricional:
a) Gestantes adolescentes (menores de 19 años)
En ellas coexisten el propio crecimiento y el crecimiento materno-fetal. Si bien es cierto que la escasa edad de la madre es un factor de riesgo, las condiciones nutricionales, de salud, sociales y del medio que las rodea, son factores más determinantes en el resultado de un embarazo a temprana edad.
b) Gestantes mayores (sobre 35 años)
En las multíparas, puede estar presente la obesidad como un efecto acumulado de sucesivos embarazos con sobrepeso. Tratar de reducir peso durante el embarazo puede perjudicar seriamente el desarrollo fetal y el estado nutricional materno.
c) Bajo peso pregestacional (menos del 10% por debajo del peso ideal P/T-Edad) Como se ha dicho anteriormente, afecta el desarrollo normal del nuevo ser.
d) Obesidad pregestacional (más del 20% por sobre el peso ideal) Una madre obesa embarazada debe evitar el aumento excesivo de peso por los riesgos de mortalidad materna asociados a patologías como hipertensión y diabetes.
Recomendaciones para prevenir la anemia en el embarazo • Usar suplementos de Fe elemental en dosis de 60 mg/día • Comer más alimentos ricos en hierro: carnes rojas, carne oscura de pavo, pana, porotos. • Cocinar en utensilios de fierro. • Comer frutas y verduras ricas en vit C (aumentan la absorción del hierro) • Evitar excesos de productos integrales, cereal con salvado o alimentos procesados que contengan fosfatos y EDTA, té, café (contienen sustancias que disminuyen la absorción del hierro). • Comer varias porciones diarias de alimentos ricos en folatos: verduras de hojas oscuras, legumbres, cereales integrales y frutas cítricas. • Comer frutas y verduras crudas, o ligeramente cocidas, a fin de conservar el contenido de folatos.
Alimentos ricos en ácido fólico: – Porotos, garbanzos, habas, lentejas, arvejas secas, semillas de maravilla, jaiba, hígado. – Cereales secos, fortificados, germen de trigo, pan integral. – Alcachofa, espárrago, betarraga, brócoli, repollitos de Bruselas, coliflor, maíz, jugo de pomelo. – Hojas verdes: mostaza, nabo, lechuga oscura, arvejas, chícharos, espinacas, acelgas.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Fertilidad y Embarazo.




Deja un comentario