Alimentos para mantener tu bronceado por más tiempo


A la mayoría de gente le gusta mantener ese característico color moreno que adquiere la piel en las épocas más soleadas, pero por razones obvias, cuando se acaba la temporada estival, el bronceado va desapareciendo gradualmente.
Hoy te enseñaremos varios alimentos que debes tomar si quieres que ese bonito color que ha adquirido la piel durante el verano no desaparezca nada más llegar un poco de frío.
El primer alimento que nos va a servir es la remolacha, hortaliza que embellece la piel, le da firmeza y le proporciona brillo. Esto es posible por su alto contenido en silicio y licopenos, componentes naturales que realizan su acción mejorando las células de la piel.
Otra verdura que nos puede beneficiar son los espárragos, contenedores de azufre, mineral que tiene la función de pigmentar la piel y mantenerla firme, puesto que ayuda a la producción de colágeno. Tienes infinidad de formas para tomártelos: a la plancha, en un revuelto de tortilla o hervidos, así que no tienes excusa para no incluirlos en tu menú.
Del zumo de zanahorias se dice que es el auto-bronceador natural por excelencia, y es que el jugo de esta hortaliza proviene de betacarotenos en altísimas cantidades, responsables de conservar el característico color moreno que adquiere la piel en verano.
No debemos olvidar tampoco el marisco y las nueces, otros habituales en nuestra dieta mediterránea y que disponen de una buena cantidad de cobre, nutriente imprescindible en el correcto cuidado de la piel, dado que es el responsable de darle color y de mantener a raya las sequedades.
Finalmente, del zumo de piña y del zumo de limón diluido en agua nos beneficiamos pero no para mantener el bronceado, sino para mejorarlo, ya que su aplicación directa ayuda a que desaparezcan las manchas que deja en la piel el sol cuando se toma excesivamente.

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Belleza.




Deja un comentario