Elimina kilos de más cambiando algunos hábitos


Una de las cosas que la mayoría de mujeres queremos es perder esos kilitos de más, que nos molestan no sólo al movilizarnos, hacer deporte, comprar nuestras prendas favoritas, entre otras cosas, sino que puede ser perjudicial para nuestra salud pues puede traer consigo enfermedades como hipertensión, males cardiacos, etc.

Es por esto que siempre recurrimos a dietas que abandonamos ni en la mitad del camino, por lo general, nos damos por vencidas rápidamente, pues se nos hace difícil dejar los alimentos que usualmente consumimos para cambiarlos por otros más saludables, y que cuyo sabor aún se nos haga difícil de adaptar.
Ese es el punto, “los hábitos” alimenticios que tenemos y que necesitamos cambiarlos para poder esos kilitos que tenemos de más. Para esto, debemos tener bien claro nuestro objetivo y proponernos alcanzarlo, pues cuando esto suceda, estaremos más que satisfechas con el resultado, ya que nos sentiremos bien no sólo en apariencia, sino que nuestra salud estará reluciente.

Es así que debemos tener en cuenta ciertos puntos que debemos seguir y organizarlos de la mejor manera según nuestras necesidades, por ejemplo:

Horario de alimentos: este es uno de los primeros hábitos a seguir y respetar, pues debes hacerte unos horarios en los que tomarás tus alimentos y respetarlos, pues si no lo haces tu cuerpo sentirá que no lo estás alimentando y para protegerse empieza a acumular grasa como fuente de energía, lo cual no es nada beneficioso. Por eso, arma tus horarios para tu desayuno, almuerzo y cena.

Raciones moderadas y saludables: recuerda que uno de los grandes cambios que debes hacer es cambiar tu estilo alimenticio, por lo que te sugiero que empieces a reconocer los diferentes tipos de alimentos, identificando a qué grupo pertenece. Recuerda que hay 3 grupos que puedes comer juntos: carbohidratos (verduras y frutas), grasas buenas (aceitunas, palta, etc.) y proteínas (pescado, carne de ave, etc.).

Divide tus comidas: lo ideal es que tengas 5 comidas en el día y que entre una y otra haya un intervalo de 3 horas, para que no sientas la sensación de hambre. Además, de estas 5 comidas, 3 son fuertes (desayuno, almuerzo y cena) y 2 son bastante ligeras. Con estas raciones tu metabolismo se acelerará y perderás peso.

Beber agua: lo ideal es que bebas 2 litros de agua a lo largo del día, esto ayudará a mantenerte llena y satisfecha, de esta forma ya no sentirás la necesidad de comer algo más.

No cafeína: evitas consumir cafeína, deja las gaseosas o sodas y el café, reemplaza estas bebidas por un poco de té verde, que te ayudará a eliminar peso con mayor rapidez.

Recuerda que mientras más orden tengas en tu alimentación, tu cuerpo reaccionará cada vez mejor y no acumulará grasas, tu metabolismo será cada vez más rápido y perderás esos kilitos de más. Ya sabes, que acompañe a tu dieta una buena dosis de entusiasmo y alegría. ¡Buena suerte!

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Nutrición y Dietética.




Deja un comentario