Remolacha con cebolla


Se suprimen las hojas y los tallos de las remolachas; se frotan con agua fría y se hierven en agua con vinagre y sal; deben cocer lentamente hasta que estén tiernas. Se retiran, se dejan enfriar y se les quita la piel. Se cortan en rodajas y se disponen en la ensaladera; se añade la cebolla, un poco de sal y la vinagreta, todo bien mezclado. Se vierte por encima de la ensalada, que se servirá muy fría.

Remolacha con cebolla Recetas Saludables

Califica este Artículo
0 / 5 (0 votos)

Categoría: Recetas Saludables.




Deja un comentario